¿Cómo empezar una dieta y un programa de ejercicio?

Todos alguna vez en nuestra vida hemos querido empezar una dieta y un programa de ejercicio, en cuanto tomamos la decisión de un vida más saludable y activa, en lo que vamos a incorporarlos a nuestra vida no atacan dudas típicas y miedos de que si lo lograremos hacer de manera correcta.

 

¿Por dónde empezar?

Primero debemos desaparecer los complejos, es lo fundamental para poder empezar un nuevo rumbo, sin vergüenza y con la mejor actitud que podamos dar; si eres novato hoy te vamos a aconsejar como puedes dar tu primer paso.

 

¿Qué quieres conseguir?

Plantearte esas palabras firmes en la mente que nadie te mueva tus ideales para llegar a un fin que tu propicias para ti mismo. Si has tomado la decisión de iniciar en un gimnasio por primera vez, inícialo consiente de qué cambios quieres generar en tu cuerpo y en tu estilo de vida, este es el momento perfecto para plantearte la meta que quieres perseguir, lo quieres conseguir y hasta llegarías.

Aunque esto a simple vista no parece tan importante, con el paso de los días y según sea esa motivación que te impulsa y vayas llegando a ese objetivo que quieras alcanzar te vas a sentir mejor contigo mismo y con la mayor motivación que has tenido en la vida ya que se trata de ti.

 

¿Dónde elegir a comenzar el entrenamiento?

Para comenzar deberás tomar la decisión de un gimnasio con algunas características especiales para que no te fatigue ir, como son: Que este cerca de donde vives para que la distancia no te aleje de tus objetivos, un lugar sencillo para tomar impulso, un lugar que te permita integrarte fácilmente y no te sientas cohibido.

Después tendrás tiempo de buscar un gimnasio con mayor multitud de máquinas y más especializado.

Para comenzar tu nuevo rumbo a tomar te quedara bien un gimnasio simple con máquinas básicas, pesas y una buena zona de cardio.

Debes tener en cuenta que este tipo de cosas llevan tiempo, dedicación y sobretodo una buena actitud con respecto a lo que haces, no te desanimes si no vez resultados en pocos días sigue trabajan cada día menos es un día más cerca de lo que quieres alcanzar.

 

Disfruta lo que haces

Entra en esa sala de entrenamiento con una actitud positiva que te permita disfrutar el trabajo que realizaras en el día, trata de llegar con tiempo y permitirte soldar una buena rutina de entrenamiento, y no quedarte a medias con la sesión que tiene planteada.

Una de las cosas más importantes es no compararte con el vecino, y estar pendiente de lo que está haciendo porque tal vez el ya paso por donde estas síguelo como una motivación, empieza con ejercicios básicos que poco a poco iras aumentado tus capacidades, y el peso ira llegando poco a poco.

Importante es sacar el máximo de cada entrenamiento con una buena técnica para comenzar poco peso y buena técnica para que ayudes a esos músculos poco trabajados en la vida diaria, los cuales son importantes para prevenir lesiones.

 

El tiempo a seguir

No pierdas tiempo hablando con el compañero de al lado concéntrate en hacer lo que te has propuesto ya que tienes por delante una sesión de ejercicios esperando por ti.

Haz tu equipamiento con lo necesario no te vuelvas loco vestuario, cinturón, buenos tenis y por supuesto el agua que es muy importante que te mantengas hidratado, recuerda que estas implementado algo nuevo a tu cuerpo el cual no estaba acostumbrado.

Comienza una dieta guiándote de la finalidad que buscas, es momento de guiar esos malos hábitos alimenticios que tenías y aportar a tu cuerpo los nutrientes que necesitas deben ir entrelazados el ejercicio y la dieta.